Fernando López, nuevo CEO de Lamucca: «Vamos a incorporar herramientas de vanguardia en cuanto a inteligencia de negocio, predicción de demanda y patrones de consumo»
Foto: Fernando López, nuevo director ejecutivo de Lamucca Holding.

Fernando López, nuevo CEO de Lamucca: «Vamos a incorporar herramientas de vanguardia en cuanto a inteligencia de negocio, predicción de demanda y patrones de consumo»

lunes 17 de octubre del 2022

Lamucca Holding estrena máximo responsable con la vista puesta en crecer más allá de su Madrid natal. Los hermanos Ofelia y Alex Marín han abierto la dirección de la empresa familiar que fundaron en 2008 para dar entrada a Fernando López Hermida como nuevo consejero delegado.

Economista con amplia experiencia en diferentes compañías internacionales especializadas en restauración y tecnología, en las que ha ocupado puestos de responsabilidad, Fernando López se encargará de gestionar el crecimiento del grupo a través de la innovación, con el objetivo de potenciar los valores de calidad, servicio y responsabilidad social.

Lamucca, que cuenta ya con más de 300 empleados y prevé una facturación cercana a los 23 millones de euros este año, está a punto de inaugurar su décimo local en Madrid, con aspiraciones de alcanzar la quincena a finales de 2022, y tiene varios proyectos de expansión en marcha dentro y fuera de España. Sivarious conversa con López sobre su hoja de ruta.

¿Qué retos se plantea desde su posición como nuevo CEO de Lamucca?

Lamucca está haciendo una apuesta decidida por la innovación y la mejora continua de la experiencia del cliente, lo que plantea retos tan importantes y apasionantes como la incorporación de tecnología puntera que nos posicione como líderes en el conocimiento del cliente y de su experiencia, con el fin de automatizar los procesos y apoyar la operación diaria de nuestros restaurantes.

Otro de mis objetivos a medio plazo es el crecimiento sostenible que afiance y consolide la marca, sus valores corporativos y los proyectos de responsabilidad social que han marcado el camino desde el principio.

Por último, y como no podía ser de otra manera, captar y retener talento: convertir Lamucca en el sitio en el que el lema “el lugar al que siempre quieres volver” tenga pleno sentido, tanto clientes como para empleados.

¿Tiene entre sus objetivos expandir el grupo fuera de Madrid?

Efectivamente, aunque todavía tenemos hueco para nuevas operaciones en la capital, estamos muy atentos a la búsqueda de nuevas ubicaciones en España o en el extranjero que nos permitan crecer de forma orgánica.

En estos últimos días hemos abierto En Bruto, en el barrio de las Salesas, un local multiactividad con un obrador de pan natural, otro de kombucha artesana y un specialty Coffee donde servimos nuestra propia marca de café de especialidad. En Bruto cuenta además con un coworking innovador en el que se van a impartir cursos y talleres de cocina y mixología.

En los próximos seis meses tenemos previstas dos nuevas aperturas en Madrid y la remodelación de otro de los restaurantes del grupo, Naif, en la calle de San Joaquín.

¿Qué palancas se plantea activar para seguir haciendo crecer el grupo en medio de un escenario tan competitivo?

Desde el punto de vista de backoffice, vamos a incorporar herramientas de vanguardia en cuanto a inteligencia de negocio, análisis de datos, predicción de demanda y patrones de consumo, conocimiento y fidelización de clientes y selección, formación y retención de talento.

También optimizaremos la cooperación con nuestros proveedores para mejorar el intercambio de datos y la logística, la rotación del producto, la optimización de los inventarios y la disminución de la huella de carbono que generamos en estos procesos.

«En un contexto de alta inflación y bajo crecimiento cobra mayor sentido la propuesta de ofrecer la mejor calidad a un precio ajustado a la misma, honesto»

Por último, mantendremos un contacto fluido con nuestros clientes para analizar nuevas tendencias y oportunidades de mejora, tanto a nivel personal como en el servicio, aprovechando la tecnología de relación one to one.

¿El concepto calidad alta a un precio moderado es sostenible en el contexto actual?

En un contexto de alta inflación y bajo crecimiento cobra mayor sentido la propuesta de ofrecer la mejor calidad a un precio ajustado a la misma, honesto. Nuestro concepto de Comfort food es atractivo tanto para perfiles jóvenes, de 25 a 35 años, como para personas de mayor edad que no están dispuestas (o no pueden) pagar los precios altos que tienen muchos restaurantes en España.

Esta fórmula nos va a permitir no solo aumentar el volumen de clientela en el corto plazo, sino también el índice de repetición, que ya es bastante significativo. Sin duda vamos a poder mejorar esta ratio con el uso de estas nuevas tecnologías que os comentaba antes.

Por otro lado, nuestras operaciones están optimizadas para tener unas elevadas ratios de eficiencia operativa lo que, unido a nuestro tamaño y capacidad de compra, nos permite conseguir productos directamente de los mejores proveedores y a mejores precios. También estamos apostando muy fuerte por apoyar la economía local y de proximidad con compras a proveedores kilómetro Cero a través de acuerdos a medio plazo.

¿Qué relación mantiene Lamucca con sus clientes y cómo se puede reforzar el vínculo?

Lamucca ha sabido crear un vínculo emocional muy especial con sus clientes en estos casi quince años de andadura porque sus restaurantes son divertidos, innovadores y atractivos; con una propuesta de cocina internacional siempre en vanguardia, capaz de sorprender y agradar a todos los paladares.

Además, la apuesta por adaptarnos al cliente y a sus necesidades, manteniendo la cocina abierta todo el día, nos convierte en una opción perfecta para cualquier ocasión: desde un desayuno para celebrar una reunión de trabajo, una buena coctelería para disfrutar un rato agradable a la salida de la oficina, o, como no, de buena música y ambiente “cool” el fin de semana en familia o con amigos. Además, a la hora de diseñar nuestros locales, siempre hemos reservado rincones
especiales y espacios “singulares” que permiten exclusividad para celebrar eventos o reuniones en la intimidad.

La incorporación de tecnología nos va a permitir mejorar la calidad en la interlocución con el cliente y hacerle más partícipe de nuestras decisiones. Tenemos en marcha un proyecto de fidelización a través de un Club de Muckeros, con beneficios exclusivos (como acceso anticipado a nuevos locales o platos, entradas para eventos y exposiciones, experiencias innovadoras, promociones y un sinfín de regalos y colaboraciones muy atractivas).

¿Apuestan por el delivery? ¿Cómo debe ser el servicio a domicilio perfecto?

El delivery fue una pieza clave para la hostelería durante la pandemia ya que nos posibilitó mantener la actividad y seguir cerca de nuestros clientes y, desde luego, se ha hecho un hueco en la mayoría de las operaciones.

Creemos que un buen delivery pasa no solo por la calidad de la comida, sino por toda la experiencia que lo envuelve: desde la oferta de productos y el packaging hasta la conveniencia en la entrega en un periodo de tiempo adecuado y en las mejores condiciones de consumo. En este sentido, tenemos diseñado un proceso de servicio diferente al del restaurante, para asegurarnos de cumplir todos estos requisitos.

Trabajamos con la mayoría de los operadores de delivery y, en términos relativos, representa poco más del uno por ciento de nuestra facturación. Es cierto que todavía es poco, pero no podemos olvidar que Lamucca representa una experiencia que va más allá de la comida y que el cliente sigue prefiriendo disfrutarla en persona.

Noticias Relacionadas