Eurest se pone en manos de su matriz para resistir al golpe millonario de la crisis sanitaria

Eurest se pone en manos de su matriz para resistir al golpe millonario de la crisis sanitaria

Publicado el miércoles 25 de mayo del 2022
miércoles 25 de mayo del 2022

La actividad del catering ha sufrido como pocas la pandemia, ya sea por el cierre forzoso de los primeros meses o por las restricciones posteriores. Pero nada que ver con la travesía por el desierto que ha supuesto para Eurest Colectividades, una de empresas de referencia en el sector de la restauración colectiva.

Con un negocio dedicado a la gestión de servicios de catering en colegios, hospitales u oficinas, la compañía elevó de 9,6 a 16 millones de euros sus pérdidas durante el ejercicio 2021, finalizado el pasado 30 de septiembre. Este resultado sitúa en más de 25 millones el agujero económico registrado durante los dos años de pandemia. Durante este periodo sus ingresos se han mantenido en 156 millones de euros, un 30% por debajo de los niveles anteriores a la crisis sanitaria.

El ERE ejecutado en 2021 tuvo unos costes de indemnización de 16,1 millones de euros

Estos números rojos millonarios son consecuencia de la elevada factura que dejó el despido colectivo ejecutado durante el año pasado, que afectó a 402 trabajadores de una plantilla formada por 3.500 personas. Sin ir más lejos, el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) tuvo un coste total por indemnizaciones de 16,1 millones de euros.

Una medida que formaba parte de un plan de contingencia destinado a mitigar el impacto económico, adecuar la estructura de costes a la generación de ingresos, gestionar eficientemente la liquidez y obtener compensaciones por daños y perjuicios en una serie de contratos en los que opera. En este sentido, ingresó 782.000 euros por daños y perjuicios durante 2021, por los 3,2 millones del año fiscal anterior.

Precisamente, entre las medidas adoptadas se incluyen la renegociación de una parte significativa de contratos con terceros, lo que llevó a conceder garantías por valor de 16,5 millones para garantizar su cumplimiento al cierre del ejercicio. Más trascendente todavía es la decisión de recurrir a su matriz, la multinacional Compass Group, para que garantice los recursos financieros necesarios para el normal funcionamiento de su actividad. Situación que viene determinada por factores como la importante reducción del capital circulante, que pasó de los 55 millones en 2020 a los 29,6 millones el 2021.

Con la ayuda de este apoyo financiero, Eurest confía en recuperar sus ingresos para este 2022 y volver a la senda de beneficios y de generación de efectivo para el correcto funcionamiento del negocio a medio y largo plazo. «La agenda marcada por la actual pandemia marcará el devenir de la cifra de ingresos de la compañía», indica en las cuentas anuales depositadas en el Registro Mercantil.

«En este escenario de máxima incertidumbre, los planes de la dirección irán encaminados a una gestión eficiente de la base de costes,
vinculando la misma a la generación de ingresos. Asimismo, el socio único garantizará los fondos necesarios para el desempeño de la actividad en el próximo ejercicio», precisa.

En esta noticia se habla de:

Noticias Relacionadas