Ponche de anís

Ponche de anís
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos)
Cargando...
  • Esta receta contiene Huevos
  • Esta receta contiene Lactosa
Tiempo de Preparación
30 minutos
Número de Raciones
4 personas
Categoría de la receta

Ingredientes:

En el corazón de la temporada navideña, cuando el aire está impregnado de alegría y la esperanza brilla en cada esquina, surge la oportunidad de crear momentos mágicos y memorables. Una manera deliciosa de hacerlo es a través de sabores que capturan la esencia de la Navidad, y qué mejor forma de lograrlo que con un ponche de anís.

Esta receta está enriquecida con el inconfundible sabor del anisette de Marie Brizard. Este licor, con su suave dulzura y notas profundas de anís, es el ingrediente secreto que transforma una bebida tradicional en una experiencia festiva excepcional.

El ponche de anís es una bebida clásica de la temporada, perfecta para disfrutar en las frías noches de invierno. Al incorporar anisete de Marie Brizard, un licor fino y aromático, este ponche se convierte en una verdadera celebración de los sabores navideños. Cada sorbo es un viaje a través de ricas tradiciones culinarias, ofreciendo no solo calor y confort, sino también un toque de sofisticación y elegancia.

Esta receta es una invitación a reunirnos alrededor del calor del hogar, compartiendo historias y risas bajo la luz centelleante del árbol de Navidad. Con la combinación de especias invernales, la rica cremosidad de las yemas de huevo y la leche, y el exquisito toque del anisette, este ponche de anís es la bebida ideal para acompañar los momentos especiales de la Navidad. Pero si preferís otra bebida caliente, siempre nos quedará el chocolate caliente, otra bebida que reconforta y mantiene caliente el corazón.

Cómo hacer ponche de anís:

  1. Lo primero que vamos a hacer es poner a calentar a fuego medio una cacerola con la leche, la rama de canela y el anís estrellado. Dejamos que se vaya calentando sin que llegue a hervir.
  2. Mientras la leche se va calentando, cogemos otro cuenco y batimos las yemas de huevo junto con el azúcar hasta que la mezcla adquiera un tono pálido y espeso. Este paso lo podemos hacer con unas varillas eléctricas, ya que con unas manuales nos podríamos eternizar.
  3. En cuanto la leche esté caliente e infusionada, retiramos la canela y el anís.
  4. Seguidamente, vertemos la leche caliente lentamente sobre el recipiente de las yemas y el azúcar. Vamos removiendo constantemente para evitar que las yemas se cocinen demasiado rápido.
  5. Después, devolvemos la mezcla cacerola y la cocinamos a fuego lento, removiendo constantemente hasta que la mezcla se espese lo suficiente como para cubrir el dorso de una cuchara.
  6. Retiramos la mezcla del fuego y le añadimos el anisette de Marie Brizard. Removemos bien.
  7. Ahora, dejamos enfriar a temperatura ambiente. Una vez este templado lo metemos en la nevera hasta que esté bien frío.

Al servirlo, podemos espolvorear un poco de canela molida por encima e incluso decorarlo con un anís estrellado.

Es importante que al hacer la última cocción la hagamos a fuego lento y removiendo constantemente. De esta manera evitamos que se formen grumos.

¡Ahora ya toca disfrutar de este delicioso y reconfortante ponche de anís!

Al disfrutar de este ponche, nos transportamos a momentos de reunión y celebración, recordando que la Navidad es un tiempo para compartir, para reír y para crear recuerdos duraderos. El anisette de Marie Brizard, con su historia y calidad inconfundibles, no es solo un ingrediente, sino un puente hacia la tradición y la sofisticación, añadiendo una capa adicional de sabor y significado a nuestra bebida festiva.

Buscador de recetas

Buscador de recetas

Recetas Relacionadas