Vega Sicilia logra un beneficio de 37 millones tras elevar el precio medio de sus botellas

Vega Sicilia logra un beneficio de 37 millones tras elevar el precio medio de sus botellas

Publicado el lunes 07 de febrero del 2022
lunes 07 de febrero del 2022

La familia Álvarez mira al futuro con esperanza en un 2022 marcado por la celebración del 40 aniversario de la compra de Vega Sicilia. Y lo hace en cierta medida gracias al optimista impulso que supuso lograr en 2021 las mejores cifras de su historia.

De acuerdo con los resultados económicos facilitados por la empresa familiar, el año pasado alcanzó unas ventas de 60 millones de euros, lo que supone la cifra más alta de toda su historia. Atrás quedan por tanto los 1,2 millones que facturaba en 2012, año en el que se firmó la compra de Vega Sicilia.

Esta subida tuvo un reflejo directo en el resultado de explotación del productor de vinos, como demuestran los 37 millones de euros de beneficio operativo que logró, gracias principalmente a la subida del precio medio de la botella y de las cosechas. Considerado uno de los grupos bodegueros más prestigiosos en el segmento del lujo a nivel global, actualmente exporta el 70% de su producción y cuenta con más de 250 distribuidores en todo el mundo.

Aprovechando la celebración del aniversario, la compañía Tempos Vega Sicilia abrirá una bodega en Galicia. Lo hará en las Rías Baixas, en el municipio de Crecente (Pontevedra), para elaborar vinos blancos con uva Alvariño. Esta sede ayudará a incrementar su capacidad productiva por encima de los 1,5 millones de botellas que elabora anualmente y que llegan a 150 países.

Vega Sicilia ha obtenido 37 millones de euros de beneficio operativo que logró, gracias principalmente a la subida del precio medio de la botella y de las cosechas

El grupo ya ha comprado 24 hectáreas de viñedo y terrenos, fundamentalmente en Condado de Tea, en la parte alta del río Miño; en la comarca de O Salnés (en Cambados, O Grove y Sanxenxo); y en el propio municipio de Crecente. La inversión aproximada será de unos 20 millones de euros entre viñedo y bodega. Vega Sicilia tomó ya hace unos años la decisión de abrir una nueva bodega en Galicia, al considerar que el Albariño “es probablemente la gran variedad de vino blanco española”. 

La bodega elaborará dos vinos en esta zona gallega: Deiva, con una crianza de dos años; y Arnela, que será el blanco Premium de la casa con una crianza de tres años. La primera cosecha de Deiva está prevista para el 2023 y saldrá al mercado en 2025. El objetivo es alcanzar una producción total de 300.000 botellas con los dos vinos, siempre en función de la calidad de las cosechas.

Noticias Relacionadas