Leridana de Piensos cierra su planta y despedirá a 75 trabajadores tras ser adquirida por un grupo cárnico

Leridana de Piensos cierra su planta y despedirá a 75 trabajadores tras ser adquirida por un grupo cárnico

Publicado el martes 15 de marzo del 2022
martes 15 de marzo del 2022

Leridana de Piensos (Sami) ha anunciado el cierre de su planta cárnica en Sami de Vallfogona de Balaguer (Lleida) y la puesta en marcha de un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que implicará el despido de un máximo 75 trabajadores. 

Este proceso, que afectará tanto a las instalaciones de matadero como a sala de despiece, llega apenas cuatro meses después de que la empresa fuera adquirida por el grupo gerundense Grupo Cañigueral-Costa Brava Mediterranean Foods (60%) y el leridano Vall Companys (40%). La suma de ambas compañías supera los 3.000 millones de euros en ingresos.

En octubre fue comprado por el Grupo Cañigueral-Costa Brava Mediterranean Foods (60%) y el leridano Vall Companys (40%)

Para cerrar la operación de compra constituyeron una sociedad conjunta bajo la intención de llevar a cabo un crecimiento de integración vertical en la parte ganadera de la cadena de valor. Entre las dos poseen más de quince plantas de producción y cien granjas asociadas produciendo y procesando carne de cerdo, de pollo, vacuno, y tiene centros de producción de piensos así como de harina.

La dirección informó el 4 de marzo a la plantilla de una decisión basada «causas organizativas y productivas». Las negociaciones del ERE se abrieron el pasado viernes con la cifra inicial de 75 despidos encima de la mesa. Desde la empresa manifiestan su voluntad de avanzar en el proceso «de forma responsable y de buena fe para conseguir un acuerdo».

Desde CCOO denuncian que desde el primer momento la intención del nuevo propietario era hacerse con las granjas productoras de porcino de Sami, teniendo en cuenta que ya cuenta con un matadero de alta capacidad y moderno en Girona. No obstante, su intención es pelear la continuidad de la planta.

Presidida por Vicente Bellosta, Leridiana de Piensos es una empresa familiar con una facturación anual de 90 millones de euros y una capacidad productiva de un millón de cerdos anuales. Además del matadero y sala de despiece en Vallfogona de Balaguer, cuenta con granjas porcinas en Cataluña y Aragón y una fábrica de piensos en Alcoletge (Lérida).

Noticias Relacionadas